Imagen de Fernando Sanahuja
teléfono rojo Tribunal Supremo AJD

Gana la banca y pierde la ciudadanía y la confianza en la Justicia.

Desde Sanahuja Miranda no podemos más que mostrar nuestra estupefacción ante el giro radical efectuado por el Tribunal Supremo en relación al Impuesto de Actos Jurídicos Documentados.

Si ya era inaudita la suspensión de los efectos de las Sentencias dictadas previamente a la resolución anunciada esta noche todavía lo es más la decisión final de contradecirse plenamente en lo ya resuelto y dejar sin efecto las tres diferentes Sentencias que motivaban jurídicamente las causas por las que el sujeto pasivo de AJD debía ser la entidad bancaria por su condición de interesada.

Como letrados resulta difícil explicar jurídicamente dicho súbito cambio radical que, claramente desacreditan al más Alto Tribunal y la confianza que tenemos depositada en la Justicia , que será difícil de recuperar.

Igualmente hay que indicar que no todo está perdido y tendremos que estar a la espera de las futuras resoluciones de la Sala I del TS, especialista en lo civil, al respecto. Y tras ello, las más que probables acciones y recursos al Tribunal de Justicia de la Unión Europea.

En conclusión un resultado que pone en tela de juicio la confianza en la Justicia, hecho que entendemos más trascendental que la propia materia discutida.

Seguiremos informando.

 

Compartir: 

Contenido relacionado