Para vencer cuanto antes al Covid-19, desde Sanahuja Miranda nos sumamos a #QuedateEnCasa. Puedes leer nuestros contenidos sobre el coronavirus aquí.

COVID y cumplimiento de las medidas sanitarias: Las empresas pueden sancionar e incluso despedir a trabajadores por conducta irresponsable o negligente

5 Octubre, 2020

¿Qué ocurre si un trabajador, por conducta irresponsable o negligente, es positivo COVID pero continúa yendo a trabajar y contagia al resto de compañeros, generando así un grave perjuicio a la empresa?

La COVID-19 ha provocado la imposición por parte del Gobierno de medidas de protección sanitaria para evitar contagios. De esta manera, el uso obligatorio de la mascarilla, la imposibilidad de reuniones de más de seis personas y el confinamiento para quienes sean positivos o crean que pueden serlo, son algunas de las normativas que todos deben cumplir. Su violación puede comportar sanciones y despidos.

Sin embargo, y pese a que una mayoría respeta y cumple las medidas mencionadas, también existen casos de incumplimiento que pueden derivar en perjuicios graves para las empresas cuando uno o varios de sus trabajadores hacen caso omiso. “Hemos sabido de casos de empleados que han dado positivo en COVID y continúan yendo a trabajar, por ejemplo, poniendo así en riesgo al resto de trabajadores, o que incluso han provocado contagios masivos dentro de una empresa o fábrica, provocando su cierre temporal y pérdidas económicas”, detalla Eva Gómez, abogada laboralista del despacho Sanahuja Miranda.

Este tipo de conductas pueden ser punibles. “Si se puede demostrar un perjuicio directo para la empresa a raíz de conductas negligentes, ésta puede sancionar e incluso despedir al trabajador”, explica la abogada. Incluso -aclara-, “en casos en los que la conducta se produce fuera de la empresa, pero genera un daño directo”.